Archivo de la etiqueta: Marcas

Las aspiraciones de los consumidores y su relación con las marcas

En las últimas décadas ha sido realmente importante saber las aspiraciones de los clientes, en relación a la construcción del diseño gráfico de un envase. Realmente es importante saber lo que uno debe comunicar cuando está construyendo el mensaje específico que debe transmitir un producto a través de su diseño.

Dentro de los parámetros constructivos no solamente estarán losaspectos funcionales del producto, los aspectos ergonómicos del envase, así como los beneficios del producto, sino que se deberán tener en cuenta las aspiraciones de los consumidores, ya que, en las sociedades actuales,  estas aspiraciones se van modificando a medida que éstas sufren cambios económicos y sociales.

Así que, para abordar correctamente un diseño debemos saber qué es lo que le mueve a nuestro segmento de mercado al que va dirigido el producto en cuestión, su estilo de vida y, como no, todo ello deberá estar integrado en la marca. La marca y el producto deben ser uno para el consumidor. Debe haber una coherencia entre nuestros productos, lo que comunica a nuestros clientes y la imagen mental que tienen de la marca. La marca para el consumidorrepresenta sus aspiraciones satisfechas, una forma de materializar sus anhelos aspiraciones, y eso lo consiguen a través de nuestros productos pero bajo el paraguas de una marca bien construida.

FacebookTwitterGoogle+Compartir

Las Marcas, por qué son tan importantes

El nombre que damos a nuestros productos o empresas, son más de lo que en un principio pueden parecer. Las marcas no son sólo un grupo de letras, colores y formas, que nos gustas o no nos gustan. Las marcas deben conectar con los consumidores a los que van dirigidas y representan y dan voz a nuestros productos o empresas.

Tratamos con cariño nuestro producto y, es por esto, que el nombre que buscamos para él debe ser el idóneo.  Que sea el idóneo básicamente implica que debe, como no, dar relevancia y notoriedad a nuestro producto, asegurándonos la eficacia de la calidad del producto.

Nuestro diseño debe reflejar igualmente aspectos de la estrategia de la marca, como: los atributos que definen y dan vida a nuestro producto, empresa o servicio; los beneficios funcionales del producto o servicio; los beneficios emocionales que proporciona al cliente y, por último, el valor que aporta al cliente el servicio o producto.